Fedora propone cambiar el nombre del sistema para separarlo del resto del proyecto

Fedora

Fedora, la distribución comunitaria patrocinada por Red Hat, está viviendo su mejor momento gracias a la aparición de ordenadores que la incluyen de manera preinstalada y al lanzamiento de dos excelentes versiones durante el transcurso de 2020. Sin embargo, posiblemente su marca no esté del todo bien enfocada, o al menos así lo ven algunos de los pesos pesados del proyecto.

Matthew Miller, líder del Proyecto Fedora y empleado de Red Hat, ha explicado que “Fedora” es el nombre del proyecto y que lo suyo sería referirse al sistema operativo como “Fedora Linux”, así que ha presentado una propuesta para oficializar el cambio nombre a partir de la versión 35. La razón de la propuesta viene debido a que desde dentro ven importante distinguir lo que es el proyecto de los productos que desarrollan, ya que la comunidad de Fedora abarca más que el sistema operativo por la que es conocida.

De hecho, el proyecto liderado por Matthew Miller también abarca EPEL, el repositorio que permite a los usuarios de RHEL obtener algunos de los paquetes que solo están presentes en Fedora, y ELN, un proceso de composición y compilación “para Fedora que toma las fuentes dist-git de Fedora Rawhide y emula una composición de Red Hat Enterprise Linux.”

Fedora cuenta con equipos que crean y mantienen arte, música, documentación, vídeos, sitios web, herramientas y otras cosas que no forman parte, al menos directamente, del sistema operativo. En resumidas cuentas, la intención es darle un nombre más identificativo al sistema operativo para separarlo del resto de cosas que realiza el Proyecto Fedora.

En lo que respecta al sistema, el cambio de nombre se plasmaría en el fichero ‘/etc/os-release’, que mostraría la frase “Fedora Linux” en el campo ‘Name=’ en lugar de solo “Fedora”, que es lo que ocurre ahora si se muestra su contenido en las actuales versiones 32 y 33 y en la futura versión 34. Como ya hemos dicho, de momento esto es solo una propuesta y en caso de aprobarse se aplicaría para el trigésimo quinto lanzamiento del sistema, que vería la luz en otoño de 2021 de cumplirse con las fechas previstas.

Fichero '/etc/os-release' en Fedora 33 Workstation

Fichero ‘/etc/os-release’ en Fedora 33 Workstation

En la lista de correo de la distribución ha habido reacciones de todo tipo a la propuesta, pero posiblemente la que más destaque sea la de Vitaly Zaitsev, miembro de Fedora y RPMFusion, quien ha mostrado su preferencia por dejar “Fedora” a secas y se ha preguntado por qué añadir “Linux” al nombre y no “GNU/Linux”. Esto fue respondido por el propio Matthew Miller en el blog de la comunidad: “Queremos ser fáciles de decir. Cuantas más palabras agreguemos, más difícil será. Y aunque GNU es una parte importante de Fedora Linux, hay muchos otros paquetes que hacen de Fedora Linux lo que es. ‘Linux’ es, para bien o para mal, la expresión comúnmente entendida, así que usemos eso.”

El cambio de nombre del sistema no afectará a las Ediciones ni a otras variantes. Por ejemplo, Fedora Workstation seguirá igual y no pasará a llamarse Fedora Linux Workstation, siguiendo de esta manera la línea marcada por Miller. Las abreviaturas tampoco se verían modificadas y no sumarían la letra ‘L’, así que Fedora Linux 35 sería abreviado como “F35” y no “FL35”.

En resumidas cuentas, el cambio de nombre que se ha puesto sobre la mesa para el sistema sería más un formalismo que una revolución en la imagen comercial del proyecto, un intento de recalcar que Fedora es más que un sistema operativo GNU/Linux, y viendo quién está detrás de la propuesta, esta tiene muchas posibilidades de acabar aprobada.

Entradas relacionadas

A %d blogueros les gusta esto: